2.16.2007

eh, papá, felicidades !

54 años hubiera cumplido mi padre hoy. Como cada 16 de febrero desde hace 9 años no puedo por menos que recordar que hoy solía ser un día especial a pesar de las dificultades. Cómo me gustaría poder haber compartido este mismo día sin esos baches y con las cosas un poco mejor.

Seguro que mi padre me hubiera dicho que si era gilipollas por venirme a trabajar a Murcia, seguro me hubiera ayudado mucho con el proyecto. No me cabe duda que ni por asomo él se hubiera pensado que la culminación de mi carrera iba a ser una herramienta precisamente para ayudar un poquito al trabajo que él hacía y mucho menos que la iba a vender a agricultores, como él, que la usarían para labrar esas tierras que tanto sudor le costó a él trabajar.

Cada 16 de febrero es un día triste, pero te hace dar cuenta del valor que realmente tienen los que siguen a tu lado (aunque estén lejos). Suena a tópico, pero no lo es.

Felicidades!

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Las decisiones que uno toma en un momento determinado no tienen que ser gilipolleces si lo hace con decisión, con valor pero sobre todo con cabeza.
Es una gran satisfacción para todos los que te aprecian el ver como tu carrera culmina tan exitosamente; aunque haya personas que ya no estén presentes en tu vida, de alguna forma u otra, es seguro que están orgullosas de tí y les gustaría compartir contigo ese éxito. Espero que nunca olvides a los que algún dìa estuvieron presentes en tu vida, porque aunque no lo creas, aunque las personas vengan y se vayan, el recuerdo y el cariño siempre queda. Enhorabuena.

Elvis dijo...

Jolín, sorrys

KarlsBerg dijo...

Adora a quien tengas a tu lado, adora a tus seres queridos, adora a tu "tribu" cuando no estan uno se arrepiente.

Pero te has pensado que diria tu padre si viera que terminas la carrera y no te falta curro, y el tio ahi con su megane, que grande..

Un saludete!
KarlsBerg